Sellan histórico «Acuerdo por la Paz Social y Nueva Constitución»

Sellan histórico «Acuerdo por la Paz Social y Nueva Constitución»

Factores políticos pro gobierno y de oposición finalmente logran acuerdo por una nueva carta magna. Partido Comunista se restó del pacto por diferencias con la metodología de aprobación al nuevo texto constitucional.

Douglas Pereira Medina
CNP 24.860

¡Humo blanco! Finalmente la Coalición oficialista de Chile Vamos y la oposición agrupada en el Frente Amplio, logran un histórico «acuerdo por la paz social y una nueva constitución».

El anuncio fue hecho por el presidente del Senado de la República, Jaime Quintana, la madrugada de este viernes 15 de noviembre, desde la sede del ex Congreso, en Santiago, acompañado por los presidentes de todos los partidos que rubricaron el compromiso, fecha que consideró histórica para la nación por la voluntad política manifestada por todos los factores y en concordancia con el exhorto de la ciudadanía tras 28 días de intensas movilizaciones.

Agradeció a los chilenos por transmitir un mensaje muy contundente a las instituciones. «Somos responsables de las injusticias, inequidades y de los abusos», dijo.

«Esta respuesta es una muestra que busca señalar el camino para construir un verdadero contrato social, gracias a la ciudadanía que está movilizada. (…). Es una victoria de todo el país (…). Esta será una Constitución 100 % democrática», fueron algunas de las frases expresada por el timonel de la Cámara del Senado.

El Partido Comunista, en la voz de su presidente Guillermo Tellier, se restó del acuerdo aludiendo discrepancias en cuanto a la modalidad de aprobación del texto constitucional.

Tellier y sus compañeros del PC abogaban porque las aprobaciones de los artículos se hicieran con las tres quintas partes del quórum y no con los dos tercios que fue acordado por los demás factores políticos.

Ante otros intentos previos por cambiar la Constitución de 1980 las coaliciones de Chile Vamos y el Frente Amplio, lograron lo que hasta hace pocas horas se creía impensable, sin embargo el llamado a la paz del presidente Sebastián Piñera el pasado martes 12 permitió destrabar las diferencias en torno a la Constitución, sin desmerecer el rol de la ciudadanía y su consecuente manifestación pacífica.

Durante la lectura del acuerdo contentivo de 12 puntos, Quintana anunció que se plesbicitarán dos consultas en abril de 2020, una para saber si la ciudadanía está de acuerdo con un nuevo texto constitucional y la segunda para conocer el tipo de convención preferida, mixta, con 50 % de participación de legisladores y 50 % de ciudadanos electos en sufragio universal, o por una convención 100 % de ciudadanos (Asamblea Constituyente) electos también en sufragio universal, cuya elección se realizará en octubre de 2020 junto con las elecciones regionales.

Este inédito acuerdo también es el resultado del impulso que la mayoria de los alcaldes dieron en sus comunas a través de cabildos abiertos. Así lo manifestaron diversos parlamentarios que se encontraban en el ex-congreso a la espera del anuncio oficial.

Según un estudio realizado por la empresa de investigación de mercado Cadem, 78% de los chilenos están a favor de una nueva constitución. 53% de ellos piensan que el mejor mecanismo para la nueva carta magna es el de una Asamblea Constituyente.

Queda ahora por transitar un camino bastante complejo para lograr un pacto social que represente a toda la sociedad chilena.